24 · Julio · 2017

Ex alumna del DIMEC estudiará Máster en Oceanografía en Inglaterra

10246787 325576207640405 4577063165298481286 nIngeniera Civil Mecánica e instructora de buceo de profesión, América Zelada se adjudicó una de las Becas Chile para poder estudiar su máster en Oceanografía de la Universidad de Southampton, Inglaterra. Pero ¿qué la motiva a especializarse en esta área del conocimiento?

América Zelada León (30 años) es Ingeniera Civil Mecánica sansana desde 2011. Apenas se tituló, trabajó dos años y medio en Bechtel Chile en proyectos mineros, en donde “tuve la suerte de unirme a un equipo de trabajo ameno y talentoso, e incluso trabajé por un mes desde Taiwan coordinando los trabajos entre las oficinas de ambos países”, cuenta.

Sin embargo, rápidamente se dio cuenta de que la minería no le apasionaba, y cuando los proyectos se acabaron en 2013, decidió dar un giro a su vida. “Cuando nos dieron de baja, vendí todo lo que tenía, cobré finiquito y seguro de cesantía, y me fui a viajar por Asia, Europa y Oceanía sin fecha de regreso. Desde entonces no he parado, hice dos working holidays y he visitado 15 países. Pero lo más importante es que aprendí a bucear, me enamoré del océano y me convertí en instructora de buceo”, comenta América.

¿Por qué una beca en oceanografía?

“Trabajé un año como instructora de buceo en Tailandia, Malasia y Australia, pero a pesar de que la experiencia fue fantástica, me faltaba algo. Un día conocí a un Doctor en Biología Marina y profesor de una universidad en Inglaterra, que por primera vez me hizo ver que tenía muchas oportunidades si combinaba mis conocimientos como ingeniera mecánica con el estudio del océano.

Descubrí que en el estudio del océano hay mucho espacio para el uso de la física, la modelación matemática, la termodinámica, el diseño mecánico, etc., de los que yo ya contaba con buenas bases desde la USM”.

¿Cómo llegas a la Universidad de Southampton para concretar esta idea?

“Luego de revisar distintos programas decidí postular a Southampton porque además de ser una universidad enfocada a la investigación, cuenta con el National Oceanography Center (NOC), un centro dedicado exclusivamente al estudio del océano, con alrededor de 650 especialistas de todas las áreas realizando investigación y desarrollo, no solo en laboratorios, sino además en terreno. En el océano tienen proyectos de gran fama como, por ejemplo, el robot submarino autónomo “Boaty Mcboatface”.

Además, el programa de MSc Oceanography de la Universidad de Southampton está diseñado para personas sin experiencia previa en ciencias del océano, con ramos introductorios a la oceanografía física, química, biológica y geológica, lo que es ideal para poder darle el cambio de rumbo a mi carrera”.

¿Cuándo iniciaste y cómo fue el proceso de postulación?

“La postulación al máster comenzó en enero y terminó recién en marzo. Se empieza reuniendo todos los documentos que certifican tu título y tus notas, cartas de motivación y de recomendación y dando la prueba de inglés. Es un proceso largo, pero afortunadamente quedé aceptada en el programa de mi preferencia.

Inglaterra es un país caro. Calculo que se necesitan al menos 25 millones de pesos al año para costear matricula y vida. Así que sin las Becas Chile mis opciones eran prácticamente inexistentes. Conversé con amigos que se las habían ganado y también con los que no. Me demoré más de un mes en escribir la postulación, la leí y releí hasta que me sentí satisfecha, y luego me dediqué a esperar”.

¿Qué papel tuvo el DIMEC en el apoyo a tu postulación?

“En todo este proceso, tanto de postulación a la universidad como a la postulación a las becas, el apoyo del DIMEC y, en especial del profesor Jaime Espinoza, fueron fundamentales. El profesor Espinoza fue mi profesor guía de memoria, pero eso ya hace más de 6 años. Le agradezco que luego de tanto tiempo aún se acuerde de sus alumnos y que se diera el tiempo de escribir todas las cartas de recomendación que fueron necesarias”.

¿Cuáles son tus expectativas y hacia dónde quieres orientar tu investigación?

“Me considero una persona curiosa y siempre encontré fascinante la idea trabajar proyectos de toda índole. Recuerdo que en la universidad intenté incursionar en biomecánica y que el ramo de automatización fue de mis favoritos. Participé un par de veces en el concurso de inventos y al final terminé formando parte del grupo GEA con proyectos en energías renovables. Esa es la flexibilidad que te entrega ser un Ingeniero Mecánico y yo espero encontrar esa misma flexibilidad como oceanógrafa.

En el NOC hay investigadores con doctorados en oceanografía y geología que trabajan desde proyectos de arqueología hasta proyectos de robótica, hay quienes se han dedicado más al área de biología y evolución, hay quienes se dedican a la modelación climática, y hay otros que directamente tienen áreas de experticia ingenieriles como en diseño de protecciones costeras contra marejadas y tsunamis, o diseño de sistemas oleomotrices. Incluso hay quienes ven temas de minería submarina. Yo ahora tengo ganas de aprenderlo todo”.

Una vez que terminado el máster, América espera seguir con el doctorado y, en el futuro, aportar en la exploración, comprensión y protección del océano, en especial en Chile donde plantea que “la oferta de programas de Oceanografía o incluso de Ingeniería Costera es muy baja, y siento que, por nuestras características geográficas, un oceanógrafo debería tener un vasto campo de investigación”.

1509025 325576377640388 8347665300861561523 n